Sobrevivir en el infierno

Partido dramático entre el último y el penúltimo del grupo III de la Segunda División B. El Valencia CF Mestalla necesita imperiosamente la victoria para no hundirse en las profundidades de la clasificación.


El Prat y el Mestalla afrontan un partido en el atolladero. El equipo de la localidad que acoge al aeropuerto de Barcelona disputó por primera vez la Segunda B el año pasado. Es un club en el mejor momento de su historia. Realizaron una buena temporada y cimentaron su permanencia en la categoría de bronce gracias a sus partidos como local. El Municipal Sagnier, es un campo con un terreno de juego de reducidas dimensiones y una superficie de escasa calidad. Pero este año el Prat no ha hecho de su casa un fortín y ocupa actualmente la última posición en la tabla. El club ha sufrido diferentes contratiempos en este principio de temporada con la traumática destitución del entrenador Agustín Vacas y los problemas para contratar a un nuevo técnico. Han perdido los últimos cuatro partidos y no podrán contar con su goleador Kanté ni con el mediapunta Fran Bea que, junto con Rubén, cumplen partido de sanción.  

El Mestalla acude a la cita con el refuerzo moral que supuso el empate contra el Lleida la semana pasada pero con una racha de resultados que no invita al optimismo. 4 puntos obtenidos de los últimos 28 posibles son el pobre bagaje con el que se presenta el filial valencianista en el Prat del Llobregat. Nico Estévez ha reconocido esta semana que ya no valen “las sensaciones” y que lo que necesita el equipo son victorias para ganar confianza. Robert Ibáñez y Quintanilla causan baja y la principal novedad de la lista es la inclusión de Toni Martínez, delantero del juvenil B que lleva una temporada espectacular. Parece ser que empieza a haber movimiento entre los canteranos. Gayá ha entrenado con el primer equipo algunos días de esta semana pero ante las necesidades del Mestalla volvió al filial para preparar el partido en Llobregat. Su puesto en las sesiones del primer equipo lo ha ocupado Lato, lateral izquierdo del juvenil B. En cualquier caso, la llegada de Rufete parece haber abierto más posibilidades a los jugadores de la casa. La presencia de Toni Martínez en el Mestalla hay que acogerla con prudencia pero lo cierto es que Hiroshi y Chumbi han bajado el rendimiento y la eficacia de principio de temporada. Por otro lado, un equipo con urgencias puede ser un marco contraproducente para un joven debutante. Así pues, sumamos otro motivo a la necesidad de ganar del filial. Amunt Mestalla!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *