La confirmación

El Valencia debe validar la gran victoria en el Camp Nou sumando los tres puntos frente al Betis en Mestalla. Antes del partido habrá un homenaje a Luis Aragonés.


Keita nada más llegar lo expresó con claridad "ganar en el Camp Nou está muy bien pero para darle valor a esta victoria tenemos que ganar los siguientes partidos". Así pues, al Valencia no le queda más opción que derrotar al Betis si no quiere que lo sucedido el fin de semana pasado en Barcelona se convierta en una anécdota, maravillosa, pero anécdota al fin y al cabo. La otra posibilidad mucho más estimulante es que la victoria frente al Barça quede como un punto de inflexión glorioso. Para ello el Valencia deberá ganar al último clasificado de la tabla en Mestalla.

El hecho de ser el farolillo rojo no convierte al Betis en un rival sencillo. De hecho, Pizzi, en rueda de prensa, insistió en el hecho de que no existe correspondencia entre el nivel del equipo verdiblanco y su situación clasificatoria. El equipo andaluz, que siempre trae a un buen número de seguidores a Mestalla, al igual que el Valencia, también ha buscado darle un golpe de timón al equipo con la contratación de un técnico argentino. Es evidente que el conjunto sevillano se equivocó con la contratación de Garrido que apenas estuvo un mes al frente del equipo. Y yéndonos un poco más atrás, todavía resulta difícilmente explicable la destitución de Pepe Mel. En cualquier caso, parece que sí que está habiendo 'efecto Calderón' de la misma manera que el Valencia se ha beneficiado del 'efecto Pizzi'. El Betis dio la cara en Vigo y ganó la semana pasada en casa contra el Espanyol. También, al igual que el Valencia, el Betis se ha reforzado en este mercado de invierno. Sus tres fichajes, Baptistao, N'diaye y el portero Adán jugarán de inicio en Mestalla. El delantero Rubén Castro ha recuperado su acierto de cara a gol en las últimas jornadas.     

Por su parte el Valencia llega en proceso de estabilizar la revolución que ha vivido su vestuario. Mestalla verá por primera vez al chileno Vargas y al suizo Senderos que serán titulares. Por su parte, Vinicius Araújo esperará su oportunidad en el banquillo. El Valencia tendrá, de entrada, un cariz más ofensivo que en Barcelona: Vargas entra en lugar de Oriol Romeu por lo que Parejo jugará al lado de Javi Fuego. Está previsto que el resto del equipo sea el mismo. El técnico argentino puso el acento en la rueda de prensa previa a la necesidad de que el equipo siga manteniendo el hambre por la victoria "lo peor que nos puede pasar es pensar que hemos cumplido". En los últimos años, un resultado favorable, en vez de servir como estímulo, ha funcionado como elemento de relajación. Esto lo sabe Pizzi y en este hecho debe incidir.

En los prolegómenos se le tributará un homenaje al ex técnico del Valencia Luis Aragonés.  Estarán presentes jugadores que obtuvieron el subcampeonato bajo sus órdenes y la familia del Sabio de Hortaleza.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *