Valioso punto para el Femenino

Es tal la ambición del equipo que el empate a cero de este mediodía ha dejado sabor a derrota entre las jugadoras. El Femenino pudo llevarse la victoria de Zubieta pero conviene valorar el resultado. Tal vez no sirva para mantenerse en los puestos de privilegio pero el equipo venía de una derrota en casa contra el Levante y el partido de hoy confirma que el Valencia es un conjunto sólido capaz de imponer su juego en cualquier campo.


Decíamos en la previa que el partido entre la Real Sociedad y el Valencia CF iba a ser un encuentro disputado por dos equipos con el nivel muy parejo y con una propuesta futbolística semejante. Esta igualdad se ha visto reflejada en el marcador pero no tanto en el campo donde las jugadoras de Cristian Toro han acumulado más méritos para llevarse el encuentro, sobre todo, en la segunda parte. En el primer tiempo se sucedieron los acercamientos en ambas porterías pero sin excesivo peligro. La ocasión más clara para las valencianistas fue a la media hora de juego cuando Mari Paz no logró darle la dirección adecuada a un remate de cabeza tras centro de Anita Amo. El primer periodo acabó con otra clara ocasión. Mari Paz sacó una falta rápidamente y pilló despistada a la defensa realista. Su pase dejó a Naiara sóla contra la portera pero no logró definir en gol esta buena oportunidad.

Las jugadoras, tras el paso por vestuario, encararon el partido con la determinación de llevarse los 3 puntos.  Unai Gazpio, entrenador de las txuri-urdines, no lo debió ver muy claro porque ya en el minuto 59 empezó con el carrusel de cambios. El Valencia apretaba de verdad. Sara Monforte realizó un disparo desde fuera del área que se marchó desviado por muy poco. A partir de ese momento, el equipo dirigido por Crisitian Toro empezó el acoso sobre la portería rival con el lanzamiento de diversas faltas. Monforte dispuso de tres libres directos en posiciones peligrosas. El segundo de ellos obligó a la portera realista a realizar una gran estirada. Pero la ocasión más clara estaba por llegar. Tra un saque de cóner directo a portería el balón fue rechazado por el larguero y botó cerca de la línea de gol. La duda es si dentro o fuera. El árbitro, en cualquier caso, no apreció que el balón hubiera entrado. Las futbolistas blanquinegras siguieron intentándolo en una segunda mitad que tuvieron controlada de principio a fin. No se pudo obtener la victoria pero la imagen supone un refuerzo más para el equipo valencianista. Como decimos en el editorial de hoy, un equipo ejemplar.   

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *