Enredo sobre enredo

La Fundación emite un comunicado para desmentir la información de la Cadena Ser referida al contenido del informe elaborado por el letrado Mariano Durán sobre el contrato de compra-venta de las acciones de la Fundación a Mériton.


Para algunos, la Cadena Ser, es la prueba definitiva de que el proceso de venta, en su recta final, se tambalea. Y para otros, la Fundación, se trata de un paso más, lógico y fundamentado, para que todo llegue a buen puerto. Hablamos del informe elaborado por el letrado Mariano Durán a petición de la Fundación para dotar de seguridad jurídica a la operación de venta de las acciones del club.

Según la cadena Ser el documento realizado por Durán, Decano del Colegio de Abogados de Valencia, desaconseja la venta del club a Mériton porque la carga jurídica del aval "sigue sobre las espaldas del patrimonio del Valencia CF, no queda explicitado ni atado cómo Mériton va aportar los 60 millones de euros en fichajes ni los 35 millones para equilibrar el presupuesto, ni la construcción del nuevo estadio".

Sin embargo, la Fundación, a través del comunicado desmiente que éste sea el contenido de dicho informe, en primer lugar, porque Alejandro Durán desconoce las condiciones del acuerdo entre Bankia y Mériton. Aseguran desde la entidad poseedora de la mayoría accionarial del club que en el documento elaborado por el letrado se especifican "recomendaciones en beneficio de la posición contractual de la Fundación", es decir, clausulas a añadir en el contrato de compra-venta que garanticen que se cumpla, en la medida de lo posible, las condiciones que desde un principio se establecieron como criterios de valoración de las ofertas presentadas. Además, el documento contiene apreciaciones de tipo formal. También, desde la Fundación, se asegura que las recomendaciones especificadas en el informe de Durán ya se están incluyendo en los sucesivos borradores del contrato de compra-venta que la Fundación está elaborando.

La realidad es que a día de hoy la Fundación sigue esperando el informe definitivo de PwC y mientras, paralelamente, está trabajando en el contrato de compra-venta para que, llegado el momento, se acelere la rúbrica definitiva de la operación. Queda pues esperar a que estos acontecimientos se den, se convoque el Patronato y se vote la ratificación de la venta de la mayoría accionarial a Mériton.  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *