André Gomes: paciencia y mimo

El futbolista portugués sigue con su recuperación y se ejercita todos los días en doble sesión.


El pasado mes de mayo, en un partido contra el Celta, André Gomes pisó el área e intentó batir al portero con un disparo cruzado. El resultado de la acción no sólo no acabó en gol sino que los médicos determinaron que el internacional portugués, que tuvo que abandonar el terreno de juego, se había producido una "lesión miotendinosa en el recto anterior del muslo de su pierna izquierda". Poco después pasó por el quirófano y empezó su recuperación dividida en tres fases.

La primera de ellas consistió en sesiones de fisioterapia sobre la camilla. La segunda fase, en la que se encuentra ahora el centrocampista blanquinegro, consiste en la readaptación de la zona afectada, compensar la fuerza del recto anterior y ponerla al nivel físico adecuado. En dos o tres semanas acabará esta fase. Actualmente André Gomes se somete a intensas sesiones de mañana y tarde todos los días. Por último, el internacional portugués se irá reincorporando al grupo de forma progresiva. Es una lesión que requiere paciencia y mimo.

El centrocampista del Valencia podía haberse recuperado en Paterna pero Nuno ha querido que no se pierda la convivencia con el resto del grupo. Ayer, precisamente, los futbolistas celebraron el vigesimosegundo cumpleaños del portugués durante la cena.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *