El hobby de ser colegiado

Ahí está el error. No tiene sentido alguno que una pieza fundamental en un negocio donde hay muchos millones y sentimientos en juego sea dirimido con un silbato por alguien que lo tiene como un mero hobby.


Se la debía a mi compañero y amigo Ignacio, creador de este portal eminentemente valencianista. He de confesar que tenía un artículo preparado antes de la noche de los hecho perpetrados en San Mamés. Incluso luego pensé hablar del derbi (a la hora que escribo estas líneas no sé el resultado) pero, visto lo ocurrido y las consecuencias de San Mames, he decidido borrar y tirar hacia otro lado, hacia 'el lado', diría yo. Un lado con nombre y apellidos: Fernando Teixeira Vitienes, trencilla de turno que llevó al valencianismo a un estado de mosqueo mayor del que tiene el marido de la Hormigos.

Don Fernando Teixeira Vitienes es conocido en el mundillo del fútbol junto a su hermano, los "Hermanos Calamidad". Apodo ganado a pulso y que un servidor ya conocía desde hace ya muchos años cuando arbitró un Badajoz-Levante donde los granotas fueron ultrajados por un colegiado que, ya por aquel entonces, demostraba que aquello de acertar era casi por casualidad.

La hoja de servicio del cántabro, santanderino para más señas como su jefe Sanchez Arminio, (casualidades de la vida), está llena de polémicas arbitrales. Pregunten por el menor de los hermanos en cualquier equipo, alguno tiene historias para contar…

Cada uno es muy libre de pensar que existe una "mano negra" que persigue al Valencia, no seré yo el que le diga qué debe pensar, pero no creo que eso exista. Ahora, sí que pienso que el estamento arbitral es malo en general y de ahí los errores. Sí que pienso que los errores, cuando hay duda, favorecen a los más grandes pero no por órdenes previas si no porque el árbitro es humano. El error hacia un grande conlleva una serie de connotaciones mediáticas que, a veces, no son fáciles de digerir para una persona y para su entorno más cercano en el día a día. Pregúntenle a Ayza Gámez.

Escuchaba el otro día una entrevista a Fernando Teixeira Vitienes en el Plus de hace unos años y decía literalmente "esto es un hobby". Ahí está el error. No tiene sentido alguno que una pieza fundamental en un negocio donde hay muchos millones y sentimientos en juego sea dirimido con un silbato por alguien que lo tiene como un mero hobby.

No se sí la solución es la profesionalización del estamento y, a partir de ahí, si te equivocas gravemente, responsabilidades. Repito, no sé sí es la solución pero, probablemente, ayudaría. Al igual que ayudaría la tecnología aunque eso mate al periodismo forofista y de sillón.

No lo sé, pero lo que no es de recibo es que en una competición como la que vivimos tenga, en muchas ocasiones, actuaciones como la que se vivió el pasado jueves.

Si los clubes quisieran podrían. Todos aquellos que hoy ponen el grito en el cielo porque se les ha faltado el respeto con alguna actuación arbitral que se pongan serios y que propongan medidas para que todo esto no ocurra. Y si se considera que hay alguien detrás que mueve los hilos, demuéstrenlo y denúncienlo, le harían un gran favor a nuestro fútbol.

Y repito, no creo en "manos negras" en contra del Valencia. Pregúntele al Espanyol este año si cree que el Valencia es perseguido. Pregúntenle al Rayo en Copa si el Valencia es perseguido. Pregúntenle a Sergi Darder, el del Malaga, si el Valencia es perseguido. Mi única conclusión es que son malos, algunos, incluso, lo saben y, además, actúan con prepotencia sabedores de que no pasa nada.

No pido respeto para el Valencia, es un error, ¿Respeto? ¿Para qué? ¿Para que al Valencia se le mire con otros ojos por parte de los árbitros? No, pido igualdad, mismo rasero para el primero, el segundo, para el octavo y para el ultimo en la tabla. Igualdad, mismo rasero. Difícil sí, pero si no se exige seguiremos con la misma cantinela año tras año.

Capítulo aparte merece el Comité de Competición. Un Comité que trabaja por debajo de sus posibilidades, un Comité que de verdad me pregunto si trabajan. Porque si no, no entiendo las sanciones. Un Comité que impuso 4 partidos a Iván Ramis y que, finalmente entre Apelación y el TAD se quedó en ninguna. Sí eso ocurre ¿que esperamos? El problema es que hacen, se equivocan, se prueba y no pasa nada, aquí paz y mañana gloria.

Pero nada, esta es la Liga que dicen que mueve al mundo, serán los de Yupi.

Un abrazo, canallas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *