El Valencia se encomienda a la fe

El equipo dirigido eventualmente por Nico Estévez se enfrenta al Real Madrid en Mestalla. El partido, atendiendo a lo que viene haciendo cada equipo, tiene claro favoritismo visitante.


Alude Nico Estévez a la necesidad de estar concentrados todo el partido y no dejar espacios al Real Madrid “no deben sacar sus virtudes”. En ese sentido cabe señalar que el Madrid no es el mismo que el de los últimos años. Sigue siendo temible cuando el equipo contrario deja huecos entre la línea defensiva y el portero pero ha mejorado sus prestaciones en el juego de ataque estático. Así pues, aunque se quiera evitar que el Madrid haga un roto con espacios como sucedió las últimas veces que visitó Mestalla la clave será anular a Xabi Alonso. El jugador tolosarra, que estuvo ausente a principio de temporada, ha capitalizado la mejoría del juego del equipo madridista. Eso sí, a cambio de ganar en recursos ofensivos y versatilidad a la hora de atacar, el Madrid se está mostrando como un equipo más vulnerable en defensa. Sergio Ramos, indultado para jugar en Mestalla, no atraviesa su mejor momento de forma. De hecho, este año, con Varane KO, es Pepe el que se está convirtiendo en el mejor central del equipo y, afortunadamente, el portugués no podrá jugar esta noche. También la presencia de Xabi Alonso ha mejorado las prestaciones defensivas del Madrid. Su sentido táctico ayuda a un equipo en el que sus delanteros no son excesivamente disciplinados cuando hay que replegarse. Hay varias dudas en el once del Madrid que darán pistas sobre la mentalidad con la que el equipo merengue afronta el partido. Entre Modric e Illarramendi, la elección del primero significará que el Madrid apuesta claramente por llevar el peso del partido. Entre alinear a Carvajal o Arbeloa también hay un matiz ofensivo importante en caso de que el técnico italiano opte por el más joven de ellos. El Madrid cuenta con la baja de Gareth Bale que hasta el momento está aportando más goles que juego. Igualmente, su ausencia es menos importante en caso de que el Valencia ceda el terreno a su rival.

Porque parece que ésta puede ser la idea de Nico Estévez que, en rueda de prensa, alabó los partidos realizados por Osasuna y Olímpic en los que causaron problemas al juego del Madrid. Respecto a la alineación, es difícil pensar que Nico Estévez no puso sobre el campo a los que cree que lo pueden hacer mejor el otro día contra el Nàstic en Copa. Pese a ser un Segunda B era demasiado lo que se jugaban los blanquinegros. Si el otro día no se especuló ni hubo rotaciones se puede esperar un equipo similar con alguna matización. Oriol Romeu y Ricardo Costa vuelven tras sus molestias y, sobre todo el catalán, apunta al equipo titular. También vuelve Jonas que posiblemente ocupe el puesto de Alcácer o de Banega. El mediocentro argentino o Fede, también pueden dejar su lugar en el terreno de juego a Canales que fue la primera opción de cambio frente al Nàstic. En cualquier caso, independientemente de la alineación, de las palabras de Nico Estévez se desprende que el Valencia no querrá asumir el peso del partido. Por lo demás, poco se puede analizar del juego del Valencia que estrena entrenador en Liga. El técnico de la Academia sabe que será un partido emotivo por el rival y por la situación que rodea al club. Esa es la tecla que quiere tocar. Quiere que sus jugadores apliquen la máxima intensidad y que Mestalla sea una olla a presión. Es una buena estrategia teniendo en cuenta que hay pocos argumentos futbolísticos en los que sustentar la idea de la victoria. La afición no cabe duda que responderá. Falta que lo haga el equipo y que el Madrid tenga un mal día. Hay que tener fe.

La lista de 18 convocados la conforman Alves, Guaita, Joao, V. Ruiz, R. Costa, Mathieu, Guardado, Bernat, Oriol, J. Fuego, Parejo, Éver, Feghouli, Piatti, Fede, Canales, Jonas, Alcácer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *