RECLAMO INTERNACIONAL

Podía presumirse un parón de Liga reposado y distendido tras la vital victoria en Getafe. Pero no. Podría achacarse la falta de tranquilidad al ‘desfici’ propio de estas latitudes. Pero no. Lo cierto es que el club ha vuelto a demostrar durante estas dos semanas que tiene una especial capacidad para generar polémicas absurdas cuando no está, directamente, emprendiendo acciones dañinas contra su propia imagen.

Ante la falta de mínimos quizá sea un poco ingenuo apuntar hacia los máximos pero queremos detenernos en otro hecho sucedido el domingo pasado y que ha tenido, para el valencianismo, menos importancia de la que, a nuestro juicio, debería. En el estadio de Gran Canaria David Silva recibió un homenaje por parte de la selección española de fútbol por sus 125 internacionalidades y su excepcional palmarés.

En un año propicio en el Valencia CF para celebrar efemérides cabe recordar que la factoría de la Ciudad Deportiva de Paterna ha producido dos campeones del Mundo: David Silva y Raúl Albiol. El canario, además, es un icono global por ser la estrella del equipo campeón de la Premier League, el Manchester City. Patrimonializar para la causa valencianista a David Silva es una oportunidad que el club debería de aprovechar. Hubo, sobre el homenaje de la Selección al canario, una mención en el tuiter del Valencia CF y un vídeo en el canal de Youtube realizado por la Federación Española de Fútbol. No se registró ningún comentario al respecto en la cuenta de tuiter del Valencia en inglés.

No todos los clubes pueden presumir de que en su escuela se han formado jugadores que, actualmente, son titulares en equipos como el Valencia CF, el Real Madrid, el FC Barcelona, el Manchester City, el PSG, el Nápoles o el Borussia Dortmund. Quizá no tenga mucho sentido reivindicar de forma individual la figura de Isco o Jordi Alba porque son rivales directos del Valencia CF, pero se debe poner en valor la capacidad del club para formar futbolistas de élite. Y, en el caso concreto de David Silva, sería recomendable trabajar para que su imagen tenga una vinculación nítida y natural con el club de Mestalla.

Queda la sensación de que el mediapunta canario no ha sido lo suficientemente apreciado en el ámbito nacional porque nunca jugó en ninguno de los tres clubes que reciben mayor atención mediática. Sin embargo, tampoco parece que desde Valencia se le haga demasiado caso a un futbolista que pertenció a la entidad desde los 13 a los 24 años y que, como campeón del Mundo proveniente de la Ciudad Deportiva de Paterna, tiene guardado en la historia del Valencia CF un sitio de privilegio

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.