Mercado

Parece que el Valencia quiere aprovechar lo que queda de mercado de invierno para hacer una pequeña revolución en el vestuario


Alcanzada la paz social y con los artificieros replegándose a sus trincheras (muchos con el rabo entre las piernas) se impone centrar todos los esfuerzos y atención en el plano deportivo. Aunque Mathieu hable de que estemos en una temporada de transición el Valencia todavía puede dar alegrías a su afición. Aunque se hable de la exigencia de los valencianistas, la gente se conforma con poco. La casi remontada del año pasado en pos del cuarto puesto levantó la ilusión entre la afición. Que no será disputar un título como la Europa League.

Mathieu, aunque no lo deba decir, tiene razón si atendemos al rendimiento ofrecido hasta ahora. Incluso siendo pesimistas se podría pensar que una temporada de transición, visto el panorama, sería una gran noticia. Pero el fútbol permite revanchas continuas y la posibilidad de romper y entrar en dinámicas opuestas en cuestión de tres partidos. El mercado de invierno  se presenta como una oportunidad para mejorar al equipo. Y ahí está la clave, mejorarlo.

Canales

 Canales ha aportado muy poco en los últimos partidos que ha jugador pero cabe recordar que antes, cuando las lesiones se lo han permitido, ha rendido a gran nivel. A los jugadores se les debe valorar con perspectiva, teniendo en cuenta su pasado y su potencial y no cómo han jugado en los últimos dos meses. Si el problema es que se quiere ir hay que reconducir la situación. El Valencia no puede competir con la aspiración de un futbolista de jugar en el Manchester United pero sí la alternativa es la Real Sociedad es que algo se está haciendo mal. Con 22 años y viendo su trayectoria es muy probable que Canales, antes o después, rompa en gran jugador. Por algo se le firmó y tiene una cláusula. Venderlo por cinco millones es una broma de mal gusto.   

Postiga

Los delanteros, al igual que los porteros necesitan confianza. Son dos posiciones sensibles que exigen, en la mayoría de los casos continuidad sobre el campo. Cuando el delantero portugués jugó cinco partidos seguidos marcó tres goles.  

Guardado

En el lateral izquierdo el club puede hacer concesiones porque viene Gayá por detrás. Aún así Guardado es un futbolista fiable, profesional y competitivo que puede jugar en varias posiciones. Además es un futbolista que abre mercado en México. Si sale no será una buena noticia.

Política de fichajes

Cuando Rufete dio el salto a director deportivo del primer equipo habló de recuperar a los jugadores. Ahora, en invierno, parece que va a haber limpia en el vestuario. Lo cierto es que el Valencia no está en condiciones de vender a nadie, sobre todo, si lo que viene no mejora a lo que se va, o directamente, no viene nadie. Seguiremos atentos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *