Queda Mestalla

El Valencia salió vivo de San Mamés.


Aduriz justificó el temor que se le tenía. Qué jugador. Y eso que falló casi más que Rodrigo Moreno que ya es decir. Ése es el tipo de comparación inevitable que va mermando, poco a poco, la autoestima del valencianista. Es lo que hay. El hispano brasileño sigue sin ser determinante en este tipo de partidos. Unos octavos de final de la Europa League. Ni en los otros. Afortunadanente, Aduriz tampoco estuvo fino de cara a portería.

Ver competir al Valencia siempre es un motivo de orgullo. De eso se trata. Hay una manera de entender el sentimiento que no necesita más. Evidentemente, a priori, todo el mundo quiere ganar. Pero el partido se disputó en San Mamés y el Athletic es un buen equipo con un gran entrenador que jugó una Final de la Europa League hace pocos años. Es obvio que un gol podría haber allanado el panorama pero la eliminatoria está abierta y queda Mestalla. En Fallas. No va a ser fácil pero ahí tenemos el reto. Estamos vivos.

Por  otra parte, el Valencia no protestó la falta que originó el gol del Athletic y todos los jugadores acabaron haciéndose amigos de Raúl García. Eso también es competir y el equipo de Gary Neville, en ese sentido, estuvo blando. Los futbolistas tienen voluntad pero les falta maldad. Quedan seis días para la remontada. Hay mucho trabajo por delante y hay que ganar el derbi. Pero queda Mestalla.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *