Habemus guardameta

Mathew Ryan es el primer futbolista de Oceanía que jugará en el Valencia


El Brujas anunció ayer que el Valencia ha contratado al portero Mathew Ryan. Sin embargo, el club de Mestalla todavía no ha dicho nada porque Mériton debe tener muy presente lo sucedido con Rodrigo Caio. Parece que los comunicados que incluían la consabida frase "a falta de superar las pruebas médicas" se han acabado en las oficinas de la calle Micer Mascó. Más vale pisar sobre terreno firme.

Lo lógico hubiera sido que el Valencia apostara por Yoel para sustituir a Alves porque el año pasado decidió gastarse una suma respetable de dinero por contratar sus servicios. El fichaje del portero gallego hay que achacárselo a Mériton. La excusa del cambio en la dirección deportiva no es válida porque entonces significaría que Peter Lim ha perdido un año deliberadamente manteniendo a Rufete en el puesto cuando su verdadera intención era que el cargo lo asumiera Nuno. Así pues, en este punto, la inversión en Yoel ya puede apuntarse en el debe de los nuevos gestores de la entidad.

Lo cierto es que la lesión de Diego Alves era y es un asunto complejo de solucionar. Una vez que el cuerpo técnico determinó que ni Yoel ni Jaume podían asumir la función de portero titular, el Valencia estaba obligado a hilar muy fino. Contratar a un guardameta de prestigio internacional podía resultar contraproducente a partir de enero. Diego Alves ya ha demostrado que no se siente cómodo con la competencia y, por otra parte, se ha ganado el derecho de ser indiscutible. Así pues había que ser cuidadoso con la elección: el portero debía ofrecer todas las garantías para sustituir al internacional brasileño pero debía tener un perfil bajo para no alterar los roles de poder en la meta valencianista.

Parece que Mathew Ryan cumple con esos dos criterios. Ha sido el mejor portero de la Liga belga y todo el que le conoce coincide en que tiene un futuro prometedor. Ahora sólo falta que su adaptación a Valencia sea buena, que no le pese llevar el escudo ni jugar en Mestalla. Depende de él pero la afición, en este sentido, también le puede ayudar. Bienvenido Mathew.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *