Capacidad de aprendizaje

El Valencia debe superar una prueba de madurez en Balaídos


El Valencia viaja a Balaídos más consciente de que lo que no debe hacer. Que sea una plantilla joven no concede más margen de error, sobre todo, para los que diseñaron el equipo. El partido de Riazor que sería extrapolable al de hoy, entre otras muchas cosas porque se juega en Galicia, parece que se jugó hace mucho tiempo. El Valencia actual es, necesariamente, más maduro. Ya le ha ganado al Atlético y ha caído después en el campo del Levante. Por eso, hoy además, se pone a prueba la capacidad de aprendizaje del equipo.

La Liga este año está muy polarizada en dos bloques. Se rompe en el Málaga que va séptimo y le saca al noveno una distancia de diez puntos. Esto quiere decir que hay que ganar muchos partidos como el de Balaídos.  

También la afición y los medios de comunicación han madurado. Nadie se ha atrevido después de ganarle al Madrid mentar la posibilidad de ir a por la Liga. Mejor así. A principio de temporada ya se cometió ese error. Hay que centrarse en ganar al Celta y nada más.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *