Una alegría: ¡¡¡A semifinales!!!

El Valencia se impone a Las Palmas en el estadio de Gran Canaria con un gol de Rodrigo Moreno y gana la eliminatoria de cuartos de final


Se cumplieron los pronósticos que daban al Valencia como favorito y el equipo de Gary Neville estará en las semifinales de la Copa del Rey junto al Celta, el Barcelona y el Sevila. El equipo blanquinegro fue mejor que su rival a lo largo del partido aunque sufrió en los últimos minutos del encuentro ante el empuje local. Además, el equipo blanquinegro mejoró mucho su juego en relación a los últimos partidos, dominó el centro del campo y generó muchas más oportunidades de gol que su rival.

Gary Neville salió con el equipo que se podría considerar de gala pese a las bajas de Alcácer, Cancelo y Javi Fuego. En portería el técnico inglés alineó a Ryan, en defensa jugaron Barragán, Mustafi, Abdennour y Gayà; en el centro del campo actuaron Enzo Pérez y Parejo, por las bandas Piatti y Rodrigo, de mediapunta André Gomes y arriba Negredo. El técnico inglés dibujó un 4-2-3-1 sobre el terreno de juego. Por su parte, Quique Setién, en contra de lo esperado, no reservó a nadie: futbolistas como Tana o Viera en el once titular marcaban la ambición del equipo local. El estadio de Gran Canaria presentó un aspecto desangelado pese a la oportunidad histórica que se le presentaba a Las Palmas.

El Valencia empezó el partido con la intención de llevar la iniciativa. Pese a que el juego no era muy fluido el encuentro se desarrollaba, principalmente, en el campo de Las Palmas. La primera ocasión clara del partido la protagonizó el equipo de Gary Neville en el minuto 11 con una incursión de Gayà por la izquierda que centró al segundo palo donde estaba Negredo. El delantero madrileño golpeó el balón de volea pero al lateral de la red.  Las Palmas respondió acto seguido generando peligro sobre la portería de Ryan. Se empezaban a desatar las hostilidades.

El Valencia presionaba arriba y conseguía recuperar la posesión. Además, los futbolistas blanquinegros estaban cada vez más cómodos sobre el terreno de juego con Enzo P1érez y Parejo ayudando y jugando con criterio para sacar el balón desde la defensa.

En el minuto 19 André Gomes recuperó el esférico en posición adelantada, combinó con Negredo y el portugués se internó por el costado derecho del área con mucha ventaja. Por el centro llegó Rodrigo sólo y André Gomes le cedió el balón para que el hispano-brasileño rematara al fondo de las redes.

Quedaba mucho partido por delante y el Valencia no cambió la actitud. Quería seguir controlando el juego. Aún así, el equipo local trató de ser más agresivo en ataque.  El equipo de Neville era capaz de contemporizar a través de la posesión y buscaba hurgar en la herida del equipo canario. Se cumplía la media hora de juego y el Valencia estaba gestionando bien el partido y las emociones. En el minuto 32 el equipo canario reclamó unas manos involuntarias de Abdennour dentro del área.   La Unión Deportiva creaba problemas a balón parado. El equipo local cada vez crecía más pero el Valencia amenazaba al contragolpe y en el minuto 38 Negredo desperdició una clara oportunidad al no poder evitar por arriba la salida de Lizoain. También lo intentó Parejo con un disparo de falta de larga distancia. El equipo canario se movía en el filo de la navaja pero el resultado no varió en los primeros 45 minutos.

Tras el paso por los vestuarios el Valencia salió con la determinación de imponer su jerarquía para cerrar la eliminatoria. Bien posicionado sobre el terreno de juego, el equipo de Neville controlaba el partido. El árbitro evitó un mano a mano de André Gomes ante el portero local al no conceder una clara ley de la ventaja. La sensación que daba el partido es que estaba más cerca el gol blanquinegro que el amarillo. En el minuto 57 estuvo a punto de conseguirlo Rodrigo que tampoco pudo concretar la vaselina ante la salida de Lizoain. El partido y la eliminatoria tenía claro color valencianista pero la Unión Deportiva no estaba, ni mucho menos, muerta. Ryan salvó a su equipo poco después ante un gran disparo de Momo. Pero fue la excepción. El Valencia combinaba bien en el centro del campo con Parejo y Enzo y arriba la movilidad de Piatti, André y Rodrigo Moreno suponían un continuo dolor de cabeza para los zagueros locales.

Gary Neville hizo el primer cambio en el minuto 18+45 dando entrada a Feghouli por Piatti. Rodrigo cambió de banda y se situó por la izquierda. Pasaban los minutos y Ryan iba arañando segundos al reloj cuando tenía que sacar de portería. Síntoma de que el partido se podía hacer muy largo.

En el minuto 63 Enzo Pérez dejó su lugar a Danilo. El argentino había sido el principal responsable del empaque mostrado por el centro del campo del Valencia. Se entraba en el último cuarto de hora y el Valencia lo fiaba todo a su solidez defensiva y a su contragolpe. Tocaba sufrir. Las Palmas apretaba y el estadio de Gran Canaria también. Un disparo de falta de Viera puso en apuros a Ryan. Y, en el tiempo añadido Aythami tuvo un remate de cabeza a bocajarro que salió desviado.  

Pero el Valencia supo sufrir y sacar el resultado adelante. Por fin la afición recibe una alegría. Ahora hay que fijar el rumbo hacia la Final.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *